La Comisión Europea alerta del abuso de contratos temporales en España

La Comisión Europea alerta del abuso de contratos temporales en España

- in Noticias
1679
0

La Comisión Europea ha alertado este miércoles del uso “generalizado” de los contratos temporales en España,  una de las tasas más altas  de la Unión Europea, muchos de ellos de “muy corta duración” y remarca los efectos negativos que supone para la productividad del país, al tiempo que ha criticado que “fracasan” con frecuencia en servir de pasarela hacia carreras laborales estables y pueden estar asociados a un elevado riesgo de pobreza.

Bruselas reconoce que las últimas reformas laborales parecen haber tenido efectos positivos para reducir la segmentación entre contratos fijos y temporales, pero subraya que siguen incentivando la contratación temporal.

El Ejecutivo comunitario ha presentado su informe anual sobre desequilibrios macroeconómicos, en el que advierte que, pese a la “fuerte” recuperación, España no ha superado completamente el “legado” de la crisis y se enfrenta todavía a una serie de desafíos.

UN RIESGO DE POBREZA DEMASIADO ALTO EN ESPAÑA

Por otra parte, el informe indica que el riesgo de pobreza en España, a pesar de que comenzó a reducirse en 2015, sigue siendo demasiado alto, especialmente en el caso de menores de edad, y que sigue creciendo entre aquellas personas que tienen un puesto de trabajo.

En este sentido, Bruselas destaca que la cobertura “limitada” de beneficios sociales, exceptuando las pensiones, y la “falta de coordinación” entre empleo y servicios sociales “dejan a muchos parados sin apoyo a sus esfuerzos para entrar de nuevo en el mercado laboral “.

RECUPERACIÓN Y CRECIMIENTO

En el lado positivo, Bruselas afirma que la economía española continúa en una senda de “fuerte recuperación” y el crecimiento seguirá siendo “sólido” aunque se vaya a sufrir cierta desaceleración. No obstante, recalca que aún se enfrenta a algunos retos, y entre ellos subraya también que la sostenibilidad de las cuentas públicas presenta riesgos en el medio plazo.

Con respecto a esta cuestión, el Ejecutivo comunitario ha señalado que la cooperación de las comunidades autónomas es “crucial” para que España cumpla sus objetivos fiscales.

También ha sugerido aumentar el control sobre los gobiernos regionales, afirmando que “el uso limitado de herramientas preventivas y correctivas (…) no han dado suficientes incentivos para la disciplina fiscal.

Asimismo, el informe de la Comisión Europea subraya que “el ajuste fiscal no está suficientemente apoyado por los impuestos al consumo“, y apunta de nuevo a la “gran brecha del IVA” y a los impuestos medioambientales.

España transita una senda de “fuerte recuperación”, con un crecimiento que seguirá siendo “sólido”. Algo que de nada sirve para resolver los problemas que persiguen a la economía nacional. El “legado” de la crisis sigue vigente.

Endeudamiento y paro, principales desequilibrios

De esta manera la Comisión Europea ha mantenido en España en su lista de doce países de la Unión Europea con desequilibrios macroeconómicos debido al elevado endeudamiento público y privado ya las altas tasas de desempleo, a pesar de la reducción “significativa” durante los últimos tres años.

En concreto, Bruselas señala que experimenta una “fuerte” recuperación que “apoya el reequilibrio de la economía“. Sin embargo, añade que los “grandes volúmenes de desequilibrios en forma de deuda externa e interna, tanto público como privado, siguen suponiendo vulnerabilidades en un contexto de alto desempleo“.

En este sentido, el Ejecutivo comunitario reconoce los avances del sector exterior gracias al superávit de la balanza por cuenta corriente desde 2013 y la reducción del endeudamiento privado, aunque destaca que sigue siendo “relativamente alta” en el caso de las hogares.

Sin embargo, afirma que el porcentaje de deuda pública sobre el PIB “no entrará en una senda descendente” por los “grandes pero menores déficits” y prevé que el ratio siga creciendo en el medio plazo, hasta alcanzar incluso el 108% en 2027.

En cuanto a la tasa de desempleo, el informe remarca que las últimas reformas han “amortiguado” la caída del empleo en las últimas etapas de la crisis y destaca que la reducción del desempleo ha sido “significativa” durante los últimos tres años. Sin embargo, afirma que el desempleo es todavía “muy elevada“, especialmente entre la población joven y los trabajadores menos cualificados.

Se han tomado medidas para fortalecer la competitividad, pero acciones adicionales ayudarían a mantener el superávit exterior, asegurar una reducción sostenible del déficit público y apoyar el crecimiento“, concluye el análisis de Bruselas.

El Ejecutivo ha presentado en Bruselas su informe anual sobre desequilibrios macroeconómicos, en el cual consta que España no ha superado todavía la crisis económica, pero se encuentra en un proceso de recuperación y crecimiento

La losa de la temporalidad

De hecho, el 22,6% de los hijos de trabajadores en España está en riesgo de pobreza, el mayor porcentaje de toda la Unión Europea.El documento explica que la pobreza infantil sigue siendo alta en España “sobre todo por la situación laboral de los padres y el débil apoyo a las familias”.

En cualquier caso, Bruselas reconoce que las últimas reformas laborales parecen haber tenido efectos positivos para reducir la segmentación entre contratos fijos y temporales, pero subraya que siguen incentivando la contratación temporal. “Se han tomado medidas para fortalecer la competitividad, pero acciones adicionales ayudarían a mantener el superávit exterior, asegurar una reducción sostenible del déficit público y apoyar el crecimiento”, concluye el análisis de Bruselas, que pide así profundizar en las reformas.

Bruselas pide profundizar en la reforma laboral

El informe indica que el riesgo de pobreza en España, a pesar de que empezó a reducirse en 2015, sigue siendo demasiado alto, especialmente en el caso de menores de edad, y sigue creciendo entre aquellas personas que tienen un puesto de trabajo.

En este sentido, Bruselas destaca que la cobertura “limitada” de beneficios sociales, exceptuando las pensiones, y la “falta de coordinación” entre empleo y servicios sociales “dejan a muchos desempleados sin apoyo a sus esfuerzos por entrar de nuevo en el mercado laboral”. Hay tareas pendientes.

La deuda hace vulnerable a España

Los grandes desequilibrios en forma de deuda externa e interna, tanto pública como privada, siguen constituyendo vulnerabilidades“, señala el Ejecutivo comunitario, que avisa además que “no está previsto” que la deuda pública se comience a reducir “pese a una recuperación económica bastante robusta“, debido a que persisten unos “déficits altos, aunque decrecientes“. En concreto, prevé que la deuda alcance el 108% del PIB en 2027.

En esta tesitura, la CE concede que se han tomado medidas para “mejorar la competitividad“, pero considera que “más acción política” ayudaría a mantener el superávit con el exterior, garantizaría una reducción “duradera” del déficit público y apoyaría el crecimiento “sostenible“. El Ejecutivo apunta así a que recomendará al Gobierno tomar nuevas medidas en este sentido, ya que los informes por país que publica para todos los miembros de la Unión Europea, salvo Grecia, son la base para las recomendaciones específicas que emitirá en primavera.

Bruselas destaca que el equilibrio en el sector externo está avanzando gracias al superávit por cuenta corriente que registra el país desde 2013, pero subraya que la deuda externa neta “sigue siendo muy alta” y que “llevará tiempo antes de que alcance niveles prudentes“. En cuanto a la deuda privada, la CE señala que también se está reduciendo gracias al crecimiento y a una actividad económica “apoyada por un sector financiero sano“, si bien insiste en que aún debe seguir bajando, especialmente entre los hogares.

El pasado mes de noviembre el Ejecutivo comunitario puso en marcha exámenes exhaustivos de 13 Estados miembros -que el año anterior ya estaban experimentando desequilibrios o desequilibrios excesivos- que ahora revela. Bruselas han concluido que Finlandia no sufre ningún desequilibrio a efectos del procedimiento de desequilibrio macroeconómico (PDM), pero sí los otros 12 países.

En Bulgaria, Francia, Croacia, Italia, Portugal y Chipre se observan desequilibrios económicos excesivos y en Alemania, Irlanda, España, los Países Bajos, Eslovenia y Suecia se observan desequilibrios económicos.

El superávit actual no es sano para la economía alemana y crea distorsiones económicas y políticas para toda la eurozona

El Ejecutivo comunitario ha destacado que, pese a la buena forma de la economía, persisten riesgos como el superávit excesivo en algunos países. Ahí, el comisario europeo de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, ha vuelto ha mirar a Alemania, que alcanzó su cifra récord en 2016, con un 8,7% del Producto Interior Bruto (PIB), por encima del umbral del 6% que Bruselas considera adecuado.

Hemos constatado que el superávit actual no es sano para la economía alemana y crea distorsiones económicas y políticas para toda la eurozona“, ha advertido Moscovici, quien ha animado a Alemania a “aplicar una estrategia de inversiones para reducir ese desequilibrio“, aunque ha reconocido a renglón seguido que el excedente no está totalmente bajo el control del Gobierno alemán, ya que han influido factores externos como los precios del petróleo y la depreciación del euro.

En el caso de Italia, el Ejecutivo comunitario ha adoptado un informe específico en el que concluye no cumple con las normas del Pacto de Estabilidad y Crecimiento con respecto al nivel de deuda pública. Bruselas recuerda que Italia registró una deuda equivalente 132% del PIB en 2015 y, según sus previsiones, no se conseguirá reducirla lo suficiente en 2016 y 2017.

Moscovici ha recordado que el Gobierno italiano se ha comprometido a adoptar medidas con un valor equivalente al 0,2% del PIB, un “elemento clave“, ha afirmado, en el análisis general de Bruselas sobre la deuda publica. “Tomaremos una decisión sobre si recomendar o no abrir un procedimiento por déficit excesivo sobre la base de las previsiones de primavera, teniendo en cuenta los datos validados por Eurostat y la implementación de los compromisos fiscales por las autoridades italianas“, ha expresado el comisario francés.

Asimismo, Bruselas ha subryado que Francia se enfrenta a desequilibrios “excesivos” y apunta que, en un contexto de “bajo crecimiento de la productividad“, la elevada deuda pública y la “débil” competitividad puede implicar riesgos en el futuro con consecuencias para sus socios del club europeo.

SUBIDA DEL IVA

El informe también vuelve a alertar de la elevada deuda pública, por encima del 100% del PIB, de los riesgos de sostenibilidad fiscal siguen elevados a medio plazo y de un sistema tributario con menos ingresos que la media de la Eurozona. La receta de Bruselas para paliar este desajuste: una subida del IVA de los productos a los que se aplica actualmente un tipo reducido. España sigue siendo uno de los países con menores ingresos por IVA aunque su tipo general, del 21%, está en la media europea. Esto se debe principalmente a las muchas exenciones sobre productos y servicios. Esto hace que se pierdan ingresos del 59% frente al 44% de media en la UE. Aumentar los tipos podría incrementar la recaudación, sostiene Bruselas, entre un 0,2 y 1,4% del PIB.

MEDIDAS CONTRA LA CORRUPCIÓN

Como ya alertaran el año pasado, Bruselas también reprueba el marco de contratación pública porque no es eficaz, sostiene que los cambios legislativos no han conseguido prevenir los riesgos de corrupcion, al contrario, que la reforma de 2015 podría derivar en una “impunidad en el caso de los casos más complejos, que los resultados en innovación siguen siendo demasiado modestos, que los costes de poner en marcha un negocio siguen estando entre los más elevados en la UE, que la construccion de autopistas y tren de alta velocidad no ha desembocado en un aumento del tráfico y que los costes de determinados servicios portuarios siguen siendo un obstáculo para aumentar el tráfico.

Anexo 3:

Los resultados de los miembros:

  • Bélgica, presenta desequilibrios macroeconómicos, que requieren la acción política y el seguimiento. Novedades en relación con la competitividad exterior de mercancías siguen presentando riesgos y merecen atención como un nuevo deterioro pondría en peligro la estabilidad macroeconómica. Nuevas medidas para asegurar la convergencia de los parámetros de costos sería ralentizar el declive del empleo en los sectores transables, mientras que el progreso tangible para reducir la brecha de costo histórico podría ser reforzado por un fiscal de turno hacia la base fiscal no laborales. La deuda pública sigue siendo alto, pero varios factores atemperar los riesgos macroeconómicos asociados.
  • Bulgaria,  está experimentando desequilibrios macroeconómicos excesivos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento específico. En particular, la turbulencia del sector financiero en 2014 ha expresado su preocupación por la existencia de las prácticas bancarias en la parte de propiedad nacional, con implicaciones potencialmente importantes para el sector financiero y la estabilidad macroeconómica general. Además, el sigue siendo negativa, aunque mejora, la posición exterior, exceso de apalancamiento corporativo y el ajuste del mercado laboral débil siguen planteando riesgos macroeconómicos y merecen una atención especial.
  • Alemania,  está experimentando desequilibrios macroeconómicos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento. Los riesgos se han incrementado en vista de la persistencia de la insuficiencia de la inversión privada y pública, lo que representa un lastre para el crecimiento, y contribuye a la muy alto superávit de la cuenta corriente que sigue mereciendo especial atención. La necesidad de tomar medidas a fin de reducir el riesgo de efectos adversos sobre la economía alemana y, dado su tamaño, de los efectos secundarios negativos de la unión económica y monetaria, es particularmente importante.
  • Irlanda,  está experimentando desequilibrios macroeconómicos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento específico. Irlanda ha completado el programa de asistencia financiera de la UE y el FMI en 2013 y es actualmente objeto de supervisión posterior al programa y la vigilancia semestre europeo. A pesar de una notable mejora de las perspectivas económicas, los riesgos relacionados con los altos niveles de endeudamiento del sector privado y público; restante retos del sector financiero, en particular con respecto a la rentabilidad de los bancos, y el ajuste del mercado laboral marcado por la elevada tasa de desempleo estructural, siguen mereciendo especial atención.
  • España,  presenta desequilibrios macroeconómicos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento específico. España salió del programa de asistencia financiera para la recapitalización de las instituciones financieras en 2014 y es actualmente objeto de supervisión posterior al programa y la vigilancia semestre europeo. A pesar de algunas mejoras en el reequilibrio de la cuenta corriente, los riesgos relacionados con los altos niveles de endeudamiento del sector público y privado y la posición neta de inversión internacional altamente negativos siguen mereciendo especial atención en un contexto de desempleo muy alto. La necesidad de tomar medidas a fin de reducir el riesgo de efectos adversos sobre la economía española y, dado su tamaño, de los efectos secundarios negativos de la unión económica y monetaria, es particularmente importante.
  • Francia, está experimentando desequilibrios macroeconómicos excesivos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento específico. La Comisión tomará en mayo, sobre la base de los programas nacionales de reforma (PNR) y otros compromisos con las reformas estructurales anunciadas por esa fecha, la decisión de activar el procedimiento de desequilibrio excesivo (EIP). En un contexto de bajo crecimiento y baja inflación, junto con una pobre rentabilidad de las empresas, y dada la respuesta de política insuficiente hasta el momento, los riesgos derivados del deterioro tanto en los costes y no la competitividad de costes y de la alta y creciente endeudamiento francés, en particular, la deuda pública se han incrementado significativamente. La necesidad de tomar medidas a fin de reducir el riesgo de efectos adversos sobre la economía francesa y, dado su tamaño, de los efectos secundarios negativos de la unión económica y monetaria, es particularmente importante.
  • Croacia,  presenta desequilibrios macroeconómicos excesivos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento específico. La Comisión tomará en mayo, sobre la base de los programas nacionales de reforma (PNR) y otros compromisos con las reformas estructurales anunciadas por esa fecha, la decisión de activar el procedimiento de desequilibrio excesivo (EIP). En un contexto de débil crecimiento, la reestructuración de las empresas y pésimo desempeño del empleo, los riesgos relacionados con la competitividad débil, grandes pasivos externos y el aumento de la deuda pública unida a la débil gobernabilidad del sector público retrasa, se han incrementado significativamente.
  • Italia,  está experimentando desequilibrios macroeconómicos excesivos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento específico. En un contexto de débil crecimiento prolongado y persistente baja productividad, riesgos derivados del muy alto nivel de la deuda pública y la debilidad de los costos y la competitividad no cubren los costes han aumentado significativamente. La necesidad de tomar medidas a fin de reducir el riesgo de efectos adversos sobre la economía italiana y, dado su tamaño, de los efectos secundarios negativos de la unión económica y monetaria, es particularmente importante.
  • Hungría, presenta desequilibrios macroeconómicos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento. En particular, los riesgos derivados de la posición internacional neta sigue siendo muy negativa, a pesar de algunos avances en el reequilibrio de las cuentas externas, el alto nivel de deuda pública, así como el elevado peso regulador en el sector financiero y un alto nivel de la morosidad, que hacer que el desapalancamiento difícil, seguir siendo dignos de atención.
  • Los Países Bajos,  están experimentando desequilibrios macroeconómicos, que requieren la acción política y el seguimiento. Riesgos derivados del alto nivel de deuda privada se mantienen y merecen atención aunque las medidas recientes apoyan una recuperación en el mercado de la vivienda y la contención del crecimiento de las hipotecas. Mientras que el alto superávit de la cuenta corriente es parcialmente atribuible a las características estructurales de la economía de la estructura de los sistemas de pensiones y de impuestos puede ser potencialmente una fuente de ineficiente asignación de capital.
  • Portugal,  está experimentando desequilibrios macroeconómicos excesivos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento específico. Portugal salió del programa de ajuste económico en 2014 y es actualmente objeto de supervisión posterior al programa y la vigilancia semestre europeo. A pesar de los considerables progresos realizados durante el programa, tanto en lo que concierne a la aplicación y las políticas económica, riesgos importantes permanecen vinculados a los altos niveles de endeudamiento, tanto interna como externamente, y en varios sectores y merecen una atención especial. También hay fuertes presiones de desapalancamiento en el contexto de bajo crecimiento, baja inflación y alto desempleo.
  • Eslovenia, está experimentando desequilibrios macroeconómicos, que requieren una acción política decisiva y seguimiento específico. El reequilibrio es las acciones en curso y globales de la política decisiva, la mejora de los resultados de exportación y las condiciones de crecimiento han reducido los riesgos en comparación con el año pasado, en particular los vinculados a la sostenibilidad externa. Sin embargo, débil gobierno corporativo, un alto nivel de propiedad estatal, todavía elevada del apalancamiento de las empresas, y un aumento de la deuda pública plantean riesgos para la estabilidad financiera y el crecimiento y garantiza mucha atención. Los desequilibrios son, por tanto, ya no se consideran como excesivo, pero siguen mereciendo especial atención.
  • Finlandia, está experimentando desequilibrios macroeconómicos, que requieren la acción política y el seguimiento. En particular, los riesgos relacionados con los débiles resultados de las exportaciones en un contexto de reestructuración industrial merecen atención. Mientras que la disminución de las cuotas de mercado de exportación y las industrias manufactureras ha llegado en gran parte a una inversión final sigue siendo baja y el crecimiento potencial ha disminuido. deuda del sector privado se ha estabilizado y no parece ser una fuente de preocupación inmediata, pero su nivel relativamente alto pide una estrecha supervisión.
  • Suecia,  presenta desequilibrios macroeconómicos, que requieren la acción política y el seguimiento. En particular, la deuda de los hogares se mantiene en niveles muy altos y se mantiene en expansión como resultado del aumento de precios de la vivienda, las tasas de interés bajas persistentes, aún incentivos fiscales alta y limitaciones de la oferta de vivienda. La evolución macroeconómica vinculados a la deuda privada siguen mereciendo la atención.
  • Rumanía,  está experimentando desequilibrios macroeconómicos, que requieren la acción política y el seguimiento. En los tres programas consecutivos UE y el FMI, los desequilibrios externos e internos se han reducido significativamente. Sin embargo, los riesgos de la posición relativamente grande negativa neta de inversión internacional y una débil capacidad de exportación a medio plazo merecen atención. Por otra parte la estabilidad del sector financiero se ha conservado hasta ahora, pero las vulnerabilidades externas e internas del sector bancario permanecer.
  • El Reino Unido,  está experimentando desequilibrios macroeconómicos, que requieren la acción política y el seguimiento. En particular, los riesgos relacionados con el alto nivel de endeudamiento de los hogares, también ligado a las características estructurales del mercado de la vivienda, siguen mereciendo la atención. La capacidad de recuperación del sector de la economía y financiera ha aumentado. Sin embargo, la escasez de viviendas persistirá y es probable que sostener altos precios de la vivienda en el medio plazo y continuar a abandonar el sector menor capacidad de recuperación en caso de amenaza.

.

Video : Resultado de imagen de rtve1

La Comisión Europea alerta del abuso de contratos temporales en España
5 (100%) 2 votes

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te interesa

Los Autónomos mandan en el transporte público pesado

Las estadísticas del ministerio de Fomento reflejan que